Inicio Finanzas Se rehabilita la presa del ejido La Quinta, Durango

Se rehabilita la presa del ejido La Quinta, Durango

De manera coordinada, trabajando productores con el Gobierno municipal, se realiza la rehabilitación de la presa del ejido La Quinta a través de la Dirección Municipal de Desarrollo Rural, para garantizar la retención de agua con un doble propósito: para el hato ganadero y para consumo doméstico, lo anterior como resultado del compromiso de Jorge Alejandro Salum del Palacio con las comunidades rurales.

En recorrido de inspección del avance de estos trabajos, el director municipal de Desarrollo Rural, Valente Palomares Delfín, destacó la participación de los productores agropecuarios con mano de obra, además de aportación y acarreo de materiales de la región para llevar a cabo esta obra de rehabilitación.

Explicó que esta presa fue construida entre los años 2011 y 2012, cuando se presentó la sequía prolongada en la entidad, lo que obligó a impulsar acciones que ayudaran a la cosecha y conservación de agua, donde esta era una de las opciones, no obstante esta presa actualmente presenta diversos daños en su cortina, registra fisuras que ocasionan fugas de agua y como consecuencia no se puede retener la misma.

En su momento los productores de la región hicieron el planteamiento al Alcalde Capitalino, para que los apoyara con estos trabajos de rehabilitación, girando instrucciones a la Dirección Municipal de Desarrollo Rural para proceder en consecuencia.

En gira de verificación de obra, el propio titular de Desarrollo Rural y personal técnico se sumaron a los trabajos de acarreo y descarga de piedra y arena que se habrá de utilizar en estos trabajos para reforzar con piedra colada (cemento), la base de la cortina de esta presa y evitar filtraciones por la parte de abajo, además de reparar otras fisuras en la parte media de la presa y así retener el agua.

Cabe destacar que esta presa tendrá una capacidad importante de almacenamiento de agua, garantizando el abasto, hasta por dos ciclos de más de mil 800 cabezas de ganado, además de utilizar agua en algunos cultivos e inclusive para uso doméstico, una vez que el agua sea tratada a través de su planta potabilizadora.

De esta forma se refuerza la infraestructura en el medio rural, lo que beneficia a los productores del sector social y apoyándoles a reactivar la economía en sus diferentes regiones, tanto en la parte alta de la sierra como en la zona valles.

fuente: El Sol de Durango