Los principales organismos internacionales dedicados a la sanidad animal están trabajando para apoyar a República Dominicana y Haití a poner en marcha medidas sanitarias para detener la propagación de la peste porcina africana.

La enfermedad fue detectada por primera vez luego de 40 años en las Américas, el 29 de julio, cuando República Dominicana informó su primer caso. Haití aún se mantiene libre de la enfermedad, y no ha informado ningún caso.

La peste porcina africana es una enfermedad viral grave que afecta a los cerdos domésticos y silvestres que está presente en más de 50 países de África, Europa y Asia desde 2007, y que acaba de reaparecer en las Américas.

Aunque no representa un riesgo para la salud humana, su rápida propagación, su alta mortalidad y la inexistencia de una vacuna pone en riesgo el sustento de pequeños y grandes productores, e impacta el mercado mundial de productos porcinos, pues causa severas pérdidas económicas en las granjas afectadas.

El ingreso de la peste porcina africana a las Américas es un gran desafío, pero uno para el cual nos venimos preparando desde hace años. La colaboración y el trabajo multisectorial es la mejor herramienta con la que contamos para evitar la propagación de esta enfermedad.

Acciones inmediatas

En el Marco Mundial para el Control Progresivo de las Enfermedades Transfronterizas de los Animales (GF-TADs), una iniciativa conjunta entre la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), y la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), se han coordinado acciones entre todas las Organizaciones Internacionales de la región, con el objetivo de evitar duplicidad y superposición de actividades para un mejor aprovechamiento de los recursos disponibles.

En primer lugar, el Grupo Permanente de Expertos de la PPA del GF-TADs creó un Comité Regional de Manejo de Emergencia, integrado por la OIE, FAO, el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), el Organismo Internacional Regional de Sanidad Agropecuaria (OIRSA), la Red de Sanidad Animal del Caribe (CaribVET), la Agencia Caribeña de Sanidad Agrícola y Seguridad Alimentaria (CAHFSA), el Comité Veterinario Permanente del Cono Sur (CVP), Estados Unidos, Canadá, México y el Dr. Christopher Oura de la Universidad de las Indias Occidentales. Este comité tiene la función de coordinar y monitorear las actividades ante la emergencia.

Además, la OIE, la FAO, el IICA y el OIRSA movilizaron a un grupo de expertos a través de una misión conjunta para obtener un diagnóstico de situación en República Dominicana, conocer los requerimientos de apoyo técnico, y realizar las primeras recomendaciones. El informe de esta misión, será entregado en los próximos días a las autoridades del país.

Este grupo de expertos se ha trasladado a Haití -donde aún no hay casos detectados- para continuar la misión y permitir entender la emergencia zoosanitaria bajo el enfoque de “Una sola Isla”.

Los organismos internacionales, bajo la coordinación del IICA, están organizando capacitaciones virtuales para los servicios veterinarios y los productores de los países de las Américas, centradas en la detección temprana, el diagnóstico oportuno y la capacidad de respuesta ante la peste porcina africana.

Por último, los equipos de comunicación de las organizaciones internacionales están trabajando en conjunto para emitir mensajes unificados considerando las diferentes audiencias, para sensibilizar a toda la cadena de valor de la industria porcina, así como a la población en general, sobre las medidas que pueden tomar para evitar que la enfermedad se propague a otros países de las Américas.

mundoagropecuario.com

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.