Inicio Finanzas En sector agrícola del TLCAN, más coincidencias que diferencias

En sector agrícola del TLCAN, más coincidencias que diferencias

Canadá, México y Estados Unidos, que renegocian el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), podrían tener más coincidencias que diferencias en el sector agrícola, ya que desde que entró en vigor en 1994 ha sido “complementario (no competitivo) y se ha expandido».

Así lo declaró a Notimex la investigadora canadiense en políticas agrícolas, Grace Skogstad, al considerar que en la renegociación del TLCAN, los tres países podrían coincidir en mantener al mínimo las barreras al comercio agrícola. “Un área compartida del acuerdo sería minimizar las barreras no arancelarias, es decir, los reglamentos sobre plaguicidas y seguridad alimentaria, entre otros, que difieren entre los países”, precisó Grace Skogstad.

Enfatizó que el comercio agrícola trilateral, en su mayor parte, “es complementario (no competitivo) y se ha expandido bajo el TLCAN” y por ello en la renegociación los tres países parecen coincidir en mantener un mercado abierto. Sin embargo, enfatizó que Canadá defenderá ante Estados Unidos la no imposición de etiquetado a la carne, querella que ganó junto con México ante la Organización Mundial de Comercio (OMC), dijo Skogstad.

Por otra parte, la también profesora de Ciencia Política de la Universidad de Toronto adelantó que posiblemente a México no le gustará que Canadá busque elevar los estándares ambientales, que al ser menos rigurosos en el país latino atraen al capital externo. “En procesamiento de alimentos, los productores canadienses se ven afectados por las normas laborales en México.

Los agricultores canadienses también apoyarían los esfuerzos de la canciller Chrystia Freeland por reforzar los estándares ambientales, algo que México probablemente no estaría de acuerdo”. Comentó que México es el tercer socio comercial de Canadá, pero respecto al comercio agrícola es el segundo socio comercial.

Las exportaciones agroalimentarias totales de México a Canadá aumentaron de mil 657 millones de dólares estadunidenses en diciembre de 2015 a mil 844 millones de dólares en diciembre de 2016, lo que representó un incremento de 11 por ciento, según datos de la Sagarpa. En tanto que las importaciones agrícolas de productos canadienses en el mismo periodo disminuyeron cuatro por ciento al pasar de mil 361 a mil 310 millones de dólares en diciembre de 2016. Al recordar la querella comercial que Canadá y México ganaron ante la OMC a Estados Unidos respecto al etiquetado de la carne, afirmó que los negociadores canadienses se opondrían a establecer nuevas reglas de origen.

Además, dijo, Estados Unidos ha criticado duramente el sistema canadiense de gestión de suministro (supply management) en la producción de leche, huevos y aves de corral. Incluso, el presidente Donald Trump ha amenazado con imponer cuotas compensatorias al comercio de lácteos, de la misma forma que ya lo hizo con las importaciones canadienses de maderas para construcción (impuso entre 3 y 24 por ciento de arancel compensatorio a partir de mayo).

Skogstad explicó que Estados Unidos carece de un sistema de gestión de oferta similar al de Canadá para la leche, huevos y aves de corral. “Estados Unidos tiene órdenes de comercialización de leche, que establecen un precio mínimo que los procesadores (compradores de leche) tienen que pagar al productor de leche, pero no existen cuotas de producción-comercialización de leche que regulen la oferta según la demanda interna”, aseguró.

La especialista apuntó que “los líderes de las organizaciones que representan a los agricultores de los tres países están tratando de trabajar en cooperación para mantener el acceso que tienen a los mercados de los demás y para frustrar cualquier nueva barrera no arancelaria”.

Recordó que en junio pasado en la reunión de ministros de agricultura del TLCAN en Georgia, estos mostraron “considerables consensos” de que el acuerdo trilateral está funcionando en el sector agrícola. En dicha reunión el secretario estadunidense de Agricultura, Sonny Perdue, afirmó: “Nos hemos reunido para reconocer que en términos generales el TLCAN ha sido un acuerdo favorable para nuestros tres sectores (agrícolas) en los tres países”.

Skogstad mencionó que además de las diferencias entre Washington y Ottawa por el sistema de gestión de la oferta, “la agricultura, a diferencia del sector automotriz o del Capítulo 19, no presenta diferencias de interés”.

fuente: 20 min