Querétaro, Qro. Durante el mes de julio en el estado se sembraron 105,413.14 hectáreas agrícolas, superficie que refleja una caída de 9% en relación con el mismo periodo del año previo (115,954.47 hectáreas), de acuerdo con la producción del año agrícola, de riego y temporal.

En ese mismo periodo, también se presentó un descenso de 12.4% en el total de producción, en relación con el 2020, detallan reportes del Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP).

Entre la superficie sembrada, 72% corresponde a maíz en grano, mientras que 9.4% a maíz forrajero en verde, 5.3% a avena forrajera en verde y 4.4% a frijol.

De acuerdo con el reporte de julio, la superficie cosechada también experimentó un descenso de 10.4% anual.

Los cinco cultivos con mayor rendimiento son el tomate rojo, pepino, chile verde, zanahoria y avena forrajera en verde. Y entre los del rendimiento más bajo se enlista el garbanzo grano, frijol, maíz grano, cebada grano y trigo grano.

Las primeras lluvias de la temporada dieron pie a la actividad agrícola de la entidad, con la siembra de 110,000 hectáreas de tierra de temporal y alrededor de 46,000 hectáreas de riego, de acuerdo con información de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario (Sedea)

La agricultura protegida es un esquema de producción con creciente desarrollo en el estado. Del 2016 al 2020, este tipo de producción incrementó 2.6 veces, pasando de 250 a 661 hectáreas; tan sólo en 2020 significó 40.3% del valor total de la producción, comunicó el gobernador, Francisco Domínguez Servién.

“Este sector es muy importante para el estado, pues representó 40.3% del valor total de la producción agrícola sólo el año pasado. Con respecto al valor de producción, del 2016 al 202 pasó de 786,000 pesos a 1 millón 969,000 pesos, aumento de 150.3% en tan sólo cuatro años”, declaró.

Mediante este sistema de producción, dijo, se busca favorecer la incorporación de pequeños productores a nuevos modelos de siembra.

Estimaciones

Se estima que para el 2050 habrá 10,000 millones de habitantes en el mundo, lo que implicará producir más alimentos en espacios más reducidos y con menos agua disponible; por ello, la adopción de nuevas tecnologías puede ahorrar 80% en el uso de agua en los cultivos y dar respuesta a otras afectaciones como el cambio climático, declaró la directora de Horticultura-GreenTech de RAI Ámsterdam, Mariska Dreschler, en el marco de la inauguración del GreenTech Americas, que se realiza del 24 al 26 de agosto en el Querétaro Centro de Congresos.

Actualmente, en la entidad se construye el proyecto de agricultura protegida más grande de Latinoamérica, apuntó el director general de Tarsus México, José Navarro Meneses.

La edición 2021 de este encuentro de negocios, dijo, es un escenario para concretar oportunidades de negocios, forjar alianzas y promover la capacitación.

El evento cuenta con la participación de 130 empresas de 13 países, que expondrán soluciones globales para la optimización de los cultivos. Se contará con 70 ponentes nacionales e internacionales, en materias como inteligencia artificial en optimización de recursos, uso eficiente de agua y energía.

fuente: El Econmista

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.