Inicio Finanzas Cumple 90% del ganado de Guerrero con requisitos de la precertificación que...

Cumple 90% del ganado de Guerrero con requisitos de la precertificación que aplica EU, dice la Sagarpa

CHILPANCINGO, Guerrero. Los resultados de la pre certificación que hicieron auditores especializados del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) a ganado guerrerense, manifestaron que un 90 por ciento cumplió los requerimientos y que en el 10 por ciento restante hubo observaciones y recomendaciones que deberán cumplirse en un plazo de 60 días.

Del 21 al 25 de agosto se hizo la revisión de las condiciones sanitarias del ganado de las costas de Guerrero, con el objetivo de simplificar los requisitos y procesos para su exportación a Estados Unidos.

En consulta telefónica, el jefe del Programa de Salud Animal de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), Wilfrido Nájera, habló de los resultados de la precerti cación del ganado.

Consideró que fue positivo el estudio, pues las ocho condiciones que el departamento de agricultura vino a evaluar se cumplieron en un 90 por ciento, y del 10 por ciento restante dejaron observaciones y recomendaciones que deben ser solventadas en un plazo de 60 días para que se pueda programar una visita más, que ya no solo la haría gente de Estados Unidos.

Abundó que en la próxima visita también estarán representantes de la industria ganadera de ese país, de entidades como Nuevo México, Colorado, Texas y gente del gobierno de Estados Unidos, para con rmar que lo que se vio en la etapa de pre certificación es correcto y que las observaciones que dejaron en esta ocasión ya se solventaron.

Wilfrido Nájera detalló que entre las ocho condiciones que se evaluaran están que se tenga una región consolidada, que la que se presentó es una región de 25 municipios donde hay 19 mil unidades de producción en las costas, con 495 mil cabezas de ganado, que obviamente se debe describir la estructura de ese hato y cuánto está produciendo.

Otra condición es el control de la movilización y tener puntos de veri cación como los que hay en las carreteras de acceso al estado, además de tener control de los aeropuertos para los productos que ingresen.

Otro elemento es que se evalúa la capacidad de vigilancia de enfermedad en el rastro, pues expuso que en el estado hay 36 mataderos donde hay vigilancia permanente, para que personal técnico pueda tomar muestra en el momento que se sacrifique ganado y determinar si tiene tenga alguna lesión o tuberculosis, y si se confirma en el laboratorio la enfermedad se pueda tener la capacidad para poder llegar al rancho de donde salió.

Otra condicionante que se evaluó es la vigilancia de la enfermedad, que en el caso del estado ya se tiene un número de cuarentenas en ranchos de las costas.

Wilfrido Nájera abundó que son 14 ranchos de los 19 mil que hay en las costas, lo que consideró una cantidad mínima.

“Otra más es tener una zona de amortiguamiento, que ellos llaman una zona bofer e implica que los alrededores de los 25 municipios que colindan con la sierra madre establezcan cuántas comunidades son y allí hacer pruebas al ganado todos los años, de tal manera de que esa zona de transición con el resto del estado se monitorea para que no nos ingrese la enfermedad por ahí”, agregó.

De las observaciones el médico, indicó que van en sentido de que en Guerrero y sobre todo en las costas, ya se cumplió el porcentaje de identificación de ganado, es decir que todos los animales tienen identificador amarillo con código de barras, pero que ahora en el estado tiene que moverse bajo un documento que se llama Registro Electrónico de Movilización.

Estados Unidos pide que el 100 por ciento de los movimientos del ganado con fines comerciales o de reparto queden registrados en esa base de datos, y que es un trámite que hace Guerrero, y que hasta el momento llevan 45 mil animales ya movilizados bajo este sistema y se cree que en dos meses se pueda solventar esa observación.

Otra observación es que se debe tener mayor precisión para encontrar enfermedades, porque han salido casos en rastros en los que se han detectado lesiones en algunos animales y han tenido problemas para llegar a los hatos donde está el ganado afectado.

“Son cositas mínimas que nos obligan a hacer una revisión de nuestros procedimientos y de cómo hicimos las cosas, pero pues nos piden que tengamos más éxito en esa parte”, sostuvo.

Wilfrido Nájera explicó que “hay un plazo de 60 días para solventar este mínimo de observaciones y dar una respuesta oficial, es decir enviar las evidencias de que ya se atendió y entonces ya el gobierno de Estados Unidos programa la visita, que yo calculo que se estaría realizando en noviembre de este año”.

Se le preguntó sobre la declaración que hizo el especialista agropecuario de salud animal de USDA, Alejandro Perea Ortiz, de que la alerta de viaje que hizo el país del norte en la que prohíbe a los funcionarios hacer visitas a todo Guerrero podría poner en riesgo la certi cación del ganado, e indicó que se espera que en dos meses haya una reconsideración o una reclasi cación de esa alerta y puedan viajar, o que el departamento de estado de ese país plantee algún esquema de seguridad.

“Es una situación que escapa a mi alcance, pero si lo que a nosotros respecta es atender las recomendaciones, e igualmente el personal del Departamento de Agricultura de Estados Unidos pues se enfocó a esto, ustedes cumplan esto y pues en 60 días nosotros evaluamos y ya viene la visita de los representantes y ya se consolida”, concluyó.

EL SUR DE ACAPULCO.