Al agotarse las tierras de la parte baja que ya está en producción, las Empresas Trasnacionales y algunos productores locales, se han inclinado por conquistar el Desierto, al sembrar productos varios que ya demostraron que sí son una opción real que puede explotarse.

Empresas venidas de Estados Unidos y del Interior del Estado, se han echado a cuestas abrir tierras arenosas en Ejidos como el Fronterizo, Juárez Leyes de Reforma, en la parte sur, mientras que las Adelitas, en el norte.

El Presidente de este último Ejido, Carlos Ariel Espinoza López, manifestó que los ejidatarios han estado vendiendo parcelas a ciudadanos que están sembrando alfalfa y dátil, principalmente en el Conglomerado que representa.

En otros ejidos, como el Fronterizo, la agricultura está más desarrollada porque desde hace tiempo se han estado vendiendo parcelas de cincuenta hectáreas, haciendo que haya una superficie aproximada a las dos mil de espárragos, dátil, y ahora también uva.

El Ejido Juárez Leyes de Reforma, también se ha incorporado a la producción de espárrago mediante la venta de tierras de campesinos a horticultores de otros lugares, dice la Autoridad Ejidal.

Asegura que las Empresas legadas, están convirtiendo el Desierto en un vergel, pero los campesinos solo se benefician con la venta de tierras y el trabajo que les dan en la cebollita espárrago, dátil y ahora uva y alfalfa, en menos escala.

El problema por el que los ejidatarios se deshacen de las tierras, siempre a bajo precio, el líder lo atribuye a que no tienen el dinero par perforar y siembre, y que el Gobierno no tiene interés en apoyarlos.

fuente: Diario Noticias

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.