Inicio Internacional Cooperativas Agroalimentarias de España asegura que buena parte del sector del vacuno...

Cooperativas Agroalimentarias de España asegura que buena parte del sector del vacuno de carne trabaja por debajo de los costos de producción

La crisis derivada del contagio de la covid-19 en todo el mundo, y especialmente en Europa, está dejando a su paso profundas heridas en algunos sectores económicos. A pesar de su condición de sector estratégico y esencial, el sector agroalimentario es uno de los más afectados por las consecuencias de la pandemia. Los cambios radicales en los patrones de consumo, sumados a la práctica desaparición del consumo turístico y en HORECA (al menos tal y como lo conocíamos), arrastra a algunos sectores a situaciones de rentabilidad críticas. A pesar de las vías de apoyo articuladas, a nivel europeo, nacional y autonómico, la situación en sectores como el vacuno de carne dista de mejorar, y las perspectivas no son nada halagüeñas. Aunque en España las cifras de contagios por Coronavirus tienden a la baja a finales de este año 2020, la realidad es que se estima una reducción del poder adquisitivo en el próximo año muy severa, sumada a una afección permanente del turismo y del consumo en HORECA sin precedentes, que difícilmente podrían ayudar a consolidar una recuperación de este sector en el corto o medio plazo.

Aprovechando la publicación de los informes técnico-económicos de rentabilidad en el sector vacuno de carne realizados en el marco del RENGRATI (Red Nacional de Granjas Típicas), desde Cooperativas Agro-alimentarias de España se quiere realizar un ejercicio teórico, enfrentando los costes de producción estándar de las diferentes zonas de España, con los precios medios de los diferentes mercados en el año 2020. Como podrá comprobarse a continuación, este análisis arroja resultados preocupantes que indican que en la mayoría de los casos se están produciendo márgenes negativos de rentabilidad en nuestras explotaciones de vacas nodrizas y cebo.

Conclusiones

Desde el sector Vacuno de Carne de Cooperativas agro-alimentarias, y tras analizar los datos presentados, se extraen las siguientes conclusiones:

• En el año 2020, y también en las previsiones a medio plazo que se contemplan, se vislumbran preocupantes cifras de rentabilidad negativa en el conjunto del sector vacuno de carne.

• Para el subsector del cebo, en la mayor parte de las granjas típicas analizadas los costes efectivos de producción son superiores a los precios de referencia del mercado. Esta situación se produce tanto en el cebo de machos como en el de hembras.

• Para el subsector de la vaca nodriza, se observa una situación levemente menos desfavorable, detectando una rentabilidad negativa en la mayoría de las explotaciones de nodrizas para la producción de hembras, y también en un 50% de las explotaciones de nodriza para la producción de machos. Si bien el análisis arroja cifras sensiblemente menos preocupantes, la realidad es que al encontrarse este subsector en un eslabón más de la cadena más alejado del mercado finalista, es posible que la elasticidad del cebo esté permitiendo que los precios de compra de los pasteros aún no se resientan gravemente.

• La situación que arroja este análisis es muy preocupante. Pero a mayores, hay que tener en cuenta que este análisis no ha tenido en cuenta el total de costes de producción de una explotación, habiendo excluido por ejemplo el coste de la mano de obra familiar. Por tanto, es pertinente mencionar que el entorno global de la rentabilidad y sostenibilidad de la producción de vacuno de carne podría ser todavía peor a la presentada.

A tenor de los datos mostrados, podríamos determinar que la mayor parte del sector se encuentran en estos momentos operando en precios que se encuentran por debajo de sus costes de producción.

Fuente: Eurocarne