Chihuahua, Chih. Ricardo Acosta Pérez Presidente del Comité Estatal de Sanidad Vegetal de Chihuahua (CESAVECH) indica, en torno al tema de la cebolla infectada con salmonella que afectó a personas que la ingirieron en varios estados de la Unión Americana según informe de la FDA,  ya se está investigando en este momento cómo fue que sucedió esto ya que no solamente se trata de cebollas que se hayan producido en nuestra entidad, sino que, pudiera ser que es producto que se cultivó y cosechó en otra parte y un comercializador de Chihuahua lo vendió a Estados Unidos.

“Ya nos estamos contactando con algunas empresas que se mencionan para que nos den de manera oficial algún foco de introducción de este problema, lo que queremos es identificar si es producto que se cosechó en Chihuahua, o se comercializó desde Chihuahua y viene de otro origen, son datos que tenemos que tener primero para poder dar con el problema porque, si es un producto que se comercializó aquí y no es de Chihuahua, habrá que ir hasta la Unidad de Producción y checar las condiciones, por otro lado si se trata de producto cosechado en el estado, igua,l habremos de investigar para llegar al problema, hay productores grandes y pequeños que estan certificados, no podemos decir que ahí no pudo ser el origen pero por lo pronto y por sospecha lo descartamos al inicio y nos vamos más sobre la gente que produce cebolla y no está certificada, pero no podemos llegar con ellos como si fuéramos la policía, para ello se requiere tener una idea de donde se originó el problema y luego desde SENASICA México obtener la documentación adecuada para que se nos permita entrar a esos predios”, indica.

Además, recalca que en estos momentos no se está produciendo cebolla en Chihuahua, ya no es tiempo, no hay forma de regresar a mayo y ver que pasó en ese entonces, y saber cómo fue que pasó esto, lo que se está haciendo es la investigación correspondiente y documentada de todos los procesos de producción en Chihuahua, si aquí está el problema se va a encontrar, sino, de cualquier forma se tiene qué demostrar porque la afectación para los que estan cumpliendo es mucha, muy grande.

“Esto llevaría a cerrar la frontera de Estados Unidos para Chihuahua lo que implica una catástrofe para mucha gente, por eso ya estamos documentando el suceso lo tomamos con la seriedad que merece, lo estamos atendiendo de inmediato, ya tengo gente acercándose a las unidades de producción más importantes del estado como lo es la región centro-sur, Colonia El Valle, Casas Grandes, Ascensión, todas esas zonas donde se está produciendo de manera importante la cebolla y empezar a ver quien tiene certificación, quien no, y sobre eso ver qué procesos utilizan y qué documentación tienen, pero definitivamente si un comercializador o importador de Estados Unidos nos dice que el problema vino de fulano de tal que me las vendió, ya es otra forma de llegar al origen, estamos contactandonos para que nos den más detalles, porque no se vale que se diga que la cebolla que viene de México o de Chihuahua tiene problemas, pero sin ningún documento, un soporte”, comparte.

Indica que se tiene qué limpiar el 99% de las cosas que se hacen bien y dejar al 1% que pudo haber cometido un error y ayudarle a certificarse para que no vuelva a suceder algo como esto que hoy está pasando.

“Recapitulando, lo primero es identificar que fue lo que pasó, luego si el problema fue de aquí a tomar acciones y de antemano ya lo estamos haciendo, investigando todos los procesos que realiza cada uno de los productores en aras de ayudar a que no suceda otra vez en el futuro, y la otra es limpiar el nombre de quienes sí hicieron las cosas bien”, externa.

Por último nos dice, el Comité está en espera de instrucciones de la Dirección General de Inocuidad, autoridad competente en la materia, sin embargo, ya se esta trabajando en este asunto.

José de Jesús Nava Macías

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.