Inicio Internacional Bosque nativo y suelos agrícolas son los más complejos de recuperar: Chile

Bosque nativo y suelos agrícolas son los más complejos de recuperar: Chile

Por más de 35 años, los investigadores de Ingeniería Forestal de la U. de Chile han estado analizando un pequeño bosque de roble maulino o hualo (Nothofagus glauca), especie endémica, cerca de Santa Olga, una de las localidades de la Región del Maule afectadas por los incendios forestales. Con 60 años, había sobrevivido a la llegada de la industria forestal, a la extracción de leña y la agricultura, y se recuperaba, ya estaba en proceso de reciclaje de nutrientes, captura de carbono y regulación del régimen hidrológico. Hoy no saben si sobrevivió, pero es una prueba de lo largo que puede ser el proceso de recuperar un bosque.

Eso debería ocurrir en más de 40 mil hectáreas de bosque nativo quemadas en lo que va de temporada, según Conaf. A ello se suman más de 400 mil has de cultivos forestales, agrícolas y suelo urbano. Todos recuperables, pero con tiempos y procesos distintos.

El más sencillo es el suelo urbano. De no haber basurales afectados, no requiere más que volver a darle su anterior consistencia, aunque sí debería tomarse en cuenta la cercanía con el bosque a la que pudieran quedar las casas. “No es llegar y poner casas en cualquier lugar. Lo que ha ocurrido es que las forestales plantan hasta los límites de sus predios y muchas veces llegan al límite de poblaciones rurales, eso no puede seguir pasando”, dice Cristian Frêne, coordinador científico de la Red ltser-Chile, del Instituto de Ecología y Biodiversidad (IEB)

fuente: la Tercera