Inicio Nacional Esperaban un mejor precio por kilo de frijol

Esperaban un mejor precio por kilo de frijol

95
0
Compartir

Una vez que autoridades estatales anunciaron que el precio del kilo de frijol, dentro del esquema de comercialización, será de 11.00 pesos, más 3.50 pesos por concepto de incentivo, con un total de 14.50 pesos, el productor Vicente Victorio Robles indicó que el sector campesino esperaba un precio, por lo menos, de 16.00 pesos, debido a varios factores que les han afectado en el actual ciclo agrícola.

“Se esperaba un poco más, considerando que el precio del frijol se cayó. Esperábamos un precio, de perdido, de 16 pesos por kilo, pero ya se vinieron las situaciones así. El gobernador José Rosas Aispuro Torres lo anunció en una reunión del fin de semana para un precio de 14.50 pesos, con la posibilidad de agregarles 50 centavos para completar los 15 pesos por kilo”, añadió el entrevistado.

Sin embargo, con la caída del precio del frijol en los días y semanas recientes, por la demora en el anuncio del esquema de comercialización, obligan a los campesinos a llevar su grano a las empresas que en su oportunidad se darán a conocer en los próximos días, enfatizó el informante.

No obstante que consideró que el precio de 11.00 pesos que se pagará en las empresas que autorice la nueva Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader, antes Sagarpa), el inconveniente es la merma que sufre el campesino que llevará su cosecha a dichas empresas, ya que si el grano no va completamente limpio se le descontarán 100 kilos por tonelada y el pago será de 10 pesos por kilo.

Asimismo, el también Presidente del Consejo de Vigilancia del Sistema Producto Frijol del Estado de Durango subrayó que existe poca confianza de los campesinos hacia las promesas del Gobierno Federal, debido a que se tiene conocimiento de que varias empresas que participarán en el acopio de frijol ya han captado en sus bodegas alrededor de 35 mil toneladas.

Cuestionado sobre el motivo por el que se les rebajan 100 kilos por cada tonelada que llevan a las empresas acopiadoras, explicó: “Es que ellos tienen una norma, que me parece es la 033, y la cual dice que el frijol no debe ir ampollado, manchado ni quebrado, además de que debe entregarse libre de piedras. O sea, no debe llevar frijol dañado, debe ir limpio”.

La duda de los campesinos, señaló, es cuándo va a empezar el proceso de acopio de frijol en las empresas que autorizará la Sader, ya que hasta el momento no se ha dado a conocer la lista de quienes podrán comprar el grano en los diferentes municipios donde se produce dicho grano, por lo que urge que ya se anuncie dicho padrón antes de que el precio continúe desplomándose, en perjuicio de los campesinos.

fuente: Siglo de Durango