Inicio Internacional 543 los trabajadores de Senasa despedidos por lo que extienden el paro

543 los trabajadores de Senasa despedidos por lo que extienden el paro

273
0
Compartir
Después de conocerse la noticia de los 330 despidos en el Ministerio de Agroindustria esta semana, se hicieron efectivos 213 cesantías más en el organismo descentralizado que controla la calidad de los alimentos. Como consecuencia la medida de fuerza iniciada 96 horas atrás, que debía haber finalizado ayer, se endureció. Desde la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) notificaron al Ministerio de Trabajo la extensión del paro nacional activo hasta las 24 horas del miércoles próximo, pero como el jueves también hay una huelga de todos los organismos que dependen de Agroindustria, se prorrogaría hasta el 3 de mayo.

Si bien la expulsión no alcanzó a ninguno de los 13 agentes que desempeñan sus actividades en Tandil, cerca de la mitad se adhirió a la medida de fuerza en solidaridad para con sus colegas. Esta ciudad depende de la regional Buenos Aires Sur, que sí fue afectada.

Desde el Gobierno argumentaron que estas determinaciones van en línea con la reducción del presupuesto y en busca del ahorro, y de acuerdo a lo que trascendió el camino llevaría a que sean las mismas empresas las que ejerzan el control de sanidad y calidad agroalimentaria.

Como parte del mismo plan, que esta semana mantuvo en vilo a empleados de Agroindustria, del Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI), de Pensiones y otros organismos estatales, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) ya lleva despedidos 543 trabajadores, que se agregan a las 130 cesantías que tuvieron lugar un año y medio atrás. En consecuencia, hay oficinas sin funcionar porque se quedaron sin personal y en otros casos cierran porque les exigen que a fin de mes se tienen que ir y conseguir un lugar gratis para seguir trabajando.

Dentro de la problemática, además, muchos de los desempleados advirtieron que se enteraron de la mala noticia por sus jefes, ya que no hay notificaciones formales. Desde Senasa local contaron que también trascendió que los despidos se repetirán a mitad y fin de año, pero no hay información oficial.
De diferentes maneras los agentes de la entidad mostraron su disconformidad y se proclaman “en contra del vaciamiento del organismo y la pérdida de funciones del mismo, ya que ello provocaría un riesgo para la salud pública y dañaría el estatus sanitario requerido por países importadores”.

 

Que pasa con  los alimentos

Uno de los agentes de Senasa de esta localidad contó que la decisión de sumarse a la huelga o no fue una determinación personal de cada uno, sin ningún tipo de imposición, y en su caso se acopló. El paro activo hasta ahora transcurrió sin certificar materias primas en ciertos establecimientos, o sea que no se dejó sacar nada; en otros solamente se evitó que haya exportaciones, permitiendo transitar a toda la mercadería vinculada al mercado interno; y en algunos casos directamente se trabajó como lo hacen habitualmente.
La determinación no solamente se muestra compleja por la cantidad de personas que se quedan sin trabajo, sino porque podría poner en riesgo la seguridad alimentaria del país. En este sentido el agente local admitió que aún no se sabe que es lo que pasará. De acuerdo a la información que ellos tienen, la tendencia es que cada firma se autocontrole, suplantando la tarea que ejerce actualmente el Estado. Si esto ocurre se estima que lo que habrán son auditorías espaciadas, mientras que hoy se hacen inspecciones a diario en los diferentes procesos de producción.
“Sin Senasa no hay alimentos seguros”, “Sin Senasa no hay prevención de enfermedades”, “Sin Senasa hay peligro de epidemias”, aclaman los trabajadores en sus reclamos. “El control sanitario de todos los alimentos corre por cuenta nuestra, y en estas condiciones no se puede trabajar correctamente”, advirtieron desde el ámbito nacional.

 

Riesgo sanitario

En estos días de turbulencia, los trabajadores han expuesto de diversas maneras la importancia que tiene la entidad en la generación de comida confiable. Argentina produce alimentos para 400 millones de personas y el Senasa es el único organismo estatal con aval internacional que puede garantizar la calidad de los mismos, resguardando la salud de la población y permitiendo exportaciones que sean aptas.

Además, son los agentes de las diversas áreas quienes se encargan del diagnóstico de enfermedades de interés en salud pública, como triquinosis, rabia, influenza, tuberculosis, brucelosis, leptospirosis y salmonelosis entre otras. Según detallaron, son ellos los responsables de evitar que pueda producirse una epidemia, ya que elaboran los reactivos, las vacunas y antígenos de referencia para abastecer a la región que les corresponda. Además, controlan el plan de vacunación tanto en animales de compañía como en los destinados al consumo.

Por eso, consideran que la función que desempeñan es “indelegable” del Estado Nacional. En esta línea creen que las medidas de ajuste, la reducción del presupuesto y la terciarización de funciones a privados generan un “verdadero peligro para el pueblo”.

www.eleco.com.ar

Tu opinion nos importa: